domingo, 14 de marzo de 2010

CARTA IMAGINADA DE NAZIM HIKMET, EL TURCO, A MIGUEL HERNÁNDEZ, EL ESPAÑOL.

LAMENTO HABER PROVACADO, SIN PRETENDERLO, ESTE ERROR. Este no es un texto mío, que más hubiera querido que dar luz a letras de esta altura, es un texto que encontré en www.poetasdehoy.com y en un principio creí que podría tratarse de algún texto rescatado y traducido del mismísimo Nazim Hikmet, lo colgué aquí para compartir con ustedes. el texto pertenece a la persona que lo colgó en www.poetasdehoy.com con el nick "pepejunco" y que a instancias de la administración de ese portal, el poema pertenece al autor  canario José Miguel Junco Ezquerra al que felicitamos y aplaudimos con fuerza: "el autor soy yo(José Miguel Junco Ezquerra) y el origen es muy sencillo: ambos poetas pasaron por las mismas vicisitudes en un tiempo histórico coincidente aunque Hikmet era 8 años mayor. Se me ocurrió pensar que esa carta podría haber sido efectivamente escrita. Salud.Pepe Junco"




Camarada Miguel: ¿Qué bálsamo desprenden los álamos de España?

¿Cuál es la dimensión de sus raíces?, ¿Te deja sin resuello su fragancia?

¿Cómo es la historia en las calles de España? ¿Se presume, Miguel?

¿Puede uno comprenderla cuando pasea al mediodía?



Y los niños, Miguel, ¿sonríen acaso? ¿Dan un beso a sus padres

antes de anochecer y luego se divierten en sus sueños?

¿Cómo lloran las esposas de los combatientes en tu tierra?

¿Lloran con esperanza, les nace un arco iris detrás de la tristeza?

¿Se escabullen del tedio y del horror y vuelan lejos

como las mariposas de alas verdes que imaginan el aire?



¿Qué gemidos exhala la tierra humedecida de tu patria?

¿Lo recuerdas Miguel, te asomas más allá de los barrotes?

¿Cómo cantan los pájaros de España? ¿esperan a posarse,

o simplemente en vuelo ejercitan las cuerdas para luego?



Si tu hijo y el mío se encuentran una tarde aquí en Turquía

o allí, en tu hermosa patria, ¿sabrán por qué no viven ya sus padres?

¿Se abrazarán, Miguel, sin conocerse, porque tira la sangre de poeta?



Buena suerte Miguel, mi hermano en la desdicha y en los sueños.

No olvides referirme la textura que tienen las hojas de los álamos,

los sueños de los niños españoles, las alas verdes de las mariposas,

el canto de los pájaros, y cómo va la historia por la calle.

Cuídate de esa tos que yo me cubro de noche el corazón.



Sirva la exposición este poema, como Homenaje a Miguel Hernández en el Centenario de su Nacimiento.
.

5 comentarios:

Laura Gómez Recas dijo...

Conmovedor, Alonso. Es un homenaje sentido y verdadero que aúna a dos poetas que sufrieron la tortura carcelaria por comulgar con la idea.

"Me han cerrado todas las puertas
todas las cortinas
ni un pañuelo de azul
ni un puñado de estrellas.
Amor mío, ¿es que va a sorprendernos aquí la muerte
sin que podamos salir de esta ciudad?"
Nazim Kikmet

La poesía de Kikmet es deliciosa, suave, franca y profunda en contenidos como la de Hernández. Te aplaudo la idea.

Besos.
Laura

Mónica Angelino dijo...

Me has conmovido, Alonso, y maravillado con tus imágenes, qué gran poeta que sosssssssssssssssssss!

Besosssssss

Perfecto dijo...

Hermoso hermanamiento y hermoso poema. Me parece elogiable la idea en que homenajeas al gran poeta Miguel Hernandez. Lo aplaudo y lo celebro.

Un abrazo, Alonso.

gonzalo dijo...

imaginemos que los hombres se abrazan y que los ofendidos se levantan de sus tumbas y cantan. abrazos.

Alejandra Menassa dijo...

Muy buen recurso Alonso: hacer hablar a dos de los grandes, a dos poetas que lucharon por la libertad, que compartieron la reclusión de la carcel, y a los que no pudieron acallar, el turco Nazim y el español MIguel Hernández, quedó un magnífico poema. Saludos
Alejandra