lunes, 20 de abril de 2009

ABRAZADA AL SILENCIO


Cuadro: Cupido y Psique. Bouguereau.

Abrazada al silencio de las horas,
mi cuerpo se amolda
a la cóncava cuchara de tu espalda,
somos dos, porque hemos aprisionado el aire
entre tu piel y mi cintura, químicas reacciones:
el alambique roto de mi vientre y la espesura
de la espuma del mar en tu saliva…
tu lengua un heliotropo,
vertiendo secretos en mi sexo.
Oculto entre las sombras de la noche,
aprovechas mi sueño y me robas el aliento,
susurros, murmullos, querer gritar
y que todo se quede en una mueca inconclusa,
porque dos manos no bastan para todas las caricias,
porque una boca no encierra nunca todos los sellos de dos labios.
Porque un solo sexo…
No te amo nada esta noche,
solo el deseo duele, aldabón de los días,
con el que toco desesperada a las puertas de tu corazón.
Invertí muchas noches en construir las frases
que forjaran tu pecho, sobre el que ahora descanso.
Mira el tejido sutil del que están hechos mis sueños,
mírame soñar, delicados efluvios de mi anhelo…
mi cuerpo te llama desde todo lo dicho y desde lo por-decir.
No me dejes marcharme sin pasar por la piedra,
muéleme como al trigo…
no me dejes marcharme sin cerrar las exclusas de mi alma,
al menos por el tiempo que el goce me arrebate unas lágrimas.
¿nunca has llorado haciendo el amor?
Son lágrimas hermosas, dulce destilación de dos cuerpos amándose.
Lágrimas de alegría, pequeño mar de sal que baña imperceptible
tus mejillas, se cuela por la comisura de tus labios,
y se mezcla con la espesura de la espuma del mar en tu saliva…
Somos dos, porque saliva y lágrimas son tuyas y son mías…

Alejandra Menassa

12 comentarios:

Mónica Angelino dijo...

Es bueno estar aquí y leerte.

UN beso

Alejandra Menassa dijo...

Hola Mónica. Qué tal. Me alegro de que estés por aquí.
Besos

Alonso de Molina dijo...

"porque dos manos no bastan para todas las caricias" me ha encantado y me ha traído a la mente el masaje thailandés que si no fuera suficiente ya inventaríamos la forma de un masaje allí donde no llegan las manso, ta vez con la palabra ¿o ya existe?

aplaudo tus letras querida amiga

.

Leni dijo...

"Mira el tejido sutil del que están hechos mis sueños,
mírame soñar, delicados efluvios de mi anhelo…
mi cuerpo te llama desde todo lo dicho y desde lo por-decir."

Que bonito Alejandra..
Hoy con el sabor dulce de lágrimas.


Un beso linda.

Alejandra Menassa dijo...

Quizás sea el psicoanálisis. jeje. Besos Alonso y gracias por el comentario

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Leni.
las lágrimas del goce: qué ricas, llorar frente a un poema bien escrito, frente a un cuadro de Leighton o Delvaux... (aquí cada uno pondría lo que más le hace gozar)

Claire Deloupy dijo...

Querida Alejandra...Leerte y volverte a leer es siempre un viaje sorprendente que te lleva donde no pensabas llegar.Amo tu libertad combinando las palabras. Gracias

Ademar Oliveira de Lima dijo...

Estive por aqui aprendendo um pouco com o seu blog!!! Abraço Ademar!!!

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Claire.
Un abrazo

Alejandra Menassa dijo...

Hola Ademar, un abrazo también para tí

Dean dijo...

Mucha fuerza, gran intensidad, delicioso. Me ha gustado un montón.
Un saludo.

Alejandra Menassa dijo...

Gracias Dean, tú siempre tan amable para con mi poesía.
Un saludo